Los supervisores del fondo público de pensiones cobrarán hasta un 20% más por reuniones ‘extra’



El sábado dos de noviembre se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) la remuneración de los miembros de la Comisión de Control Especial de los fondos de pensiones de empleo de promoción pública abiertos. Los supervisores del nuevo fondo público cobrarán 3.375 euros al mes fijos en doce pagas, más otros 1.390 euros por reunión. Si el patrimonio gestionado llega a superar los 4.500 millones, el personal de la Comisión de Control recibiría una bonificación del 20% por cada reunión extraordinaria o asistencias a reuniones de trabajo adicionales. Ese porcentaje se aplicaría sobre la retribución correspondiente a las reuniones previstas de forma mensual, trimestral y anual, 1.390 euros por sesión. En total, la paga mensual correspondiente a reuniones podría alcanzar los 1.668 euros.

La figura de la Comisión de Control Especial supervisará los 15 fondos creados y distribuidos entre las cinco gestoras privadas del macrofondo público de pensiones. La componen trece miembros nombrados por la Comisión Promotora y de Seguimiento. De ellos, cuatro serán propuestos por las organizaciones sindicales más representativas, cuatro por las organizaciones empresariales más representativas y cinco por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

Así, estos miembros tendrán un mandato máximo de seis años y se encargarán de supervisar los distintos fondos. Tendrán funciones específicas como el seguimiento mensual de los balances, la cartera de inversión o de los riesgos; la declaración comprensiva de la política de inversión trimestralmente; y la aprobación de las cuentas cada año.

El calendario previsto se podría ampliar hasta 22 reuniones en total, según el texto. Sin embargo, esta bonificación dependerá del volumen patrimonial gestionado. Hasta 1.500 millones no habrá ninguna remuneración adicional; con un volumen gestionado de entre 1.500 y 2.500 millones, el extra será del 5%; desde 2.500 millones a 3.500 millones, del 10%; desde 3.500 millones a 4.500 millones, del 15%; y a partir de 4.500 millones, del 20%.

Los gastos derivados del ejercicio de las funciones de la Comisión de Control Especial se repercutirán a los fondos de pensiones de empleo de promoción pública abiertos en la forma en que reglamentariamente se determine, según recoge la Orden en el BOE.

Fuentes del sector explican que este tipo de remuneraciones por asistencia a reuniones son propias de los Consejos. «Habrá que ver cuál es el trabajo real que les ocupa para confirmar lo competitivo o no que es la remuneración establecida», apuntan estas mismas fuentes.

En www.eleconomista.es