Los paraísos fiscales o estado de bienestar | Economía

Los paraísos fiscales o estado de bienestar | Economía


ShopyMoon - Climatización & Hogar

Irlanda (la ciudad de Galway en la imagen) ha sido calificada junto a los Países Bajos como paraísos fiscales por el Observatorio fiscal de la UE.getty images

Las dificultades de la financiación del estado de bienestar (pensiones, sanidad, educación, desempleo, servicios sociales y vivienda, principalmente) se atribuyen sobre todo al envejecimiento de la población o a la falta de productividad de la economía. Sin embargo, junto a estos reiterados desafíos, cada vez tenemos más información sobre otro reto mayor: Los paraísos fiscales que facilitan la evasión de impuestos a gran escala.

El reciente informe del Observatorio fiscal de la UE, Evasión fiscal global 2024, del que ha dado muy completa información este periódico, proporciona una valiosa documentación sobre la dimensión de este fenómeno y las dificultades para atajarlo. Los paraísos fiscales, territorios que permiten la evasión de rentas y ocultación de riqueza, falsean completamente las cuentas públicas al facilitar la disminución de los recursos disponibles para financiar los servicios públicos. La evasión fiscal global es una actividad desarrollada sobre todo por las multinacionales a partir de los años 70 que ha crecido sin cesar hasta representar el 10% de la recaudación mundial del impuesto de sociedades. En el caso de las multinacionales estadounidenses el traslado de los beneficios obtenidos fuera de su país ha alcanzado el 50%. El desvío mundial de beneficios a los paraísos fiscales se eleva a 1 billón de dólares (931.00 millones de euros).

La Unión Europea tiene un serio problema en este asunto. Las multinacionales estadounidenses están trasladando comparativamente mayores ganancias, pero los países europeos con altos impuestos sufren pérdidas comparativamente mayores. Las pérdidas en la recaudación en el impuesto de sociedades por el traslado de ganancias a los paraísos fiscales representan el 20% en la UE; el 14% en Estados Unidos y el 9% en el conjunto de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Claro que el resultado no es el mismo para todos. Dos estados, Irlanda y Países Bajos, calificados por el Observatorio como paraísos fiscales, aparecen como los mayores beneficiarios de estos desvíos al recibir más de 140.000 millones de dólares cada uno durante los últimos años.

África, gran perjudicada por el expolio fiscal de las multinacionales ya ha reaccionado y exige un nuevo acuerdo global en el marco de Naciones Unidas. Susana Ruiz, responsable de Justicia Fiscal de Oxfam, considera que “los países africanos tienen claro que los acuerdos de la OCDE no han funcionado. Después de años de negociaciones los logros han sido muy pobres. Todavía no sabemos los resultados de la aplicación del mínimo del 15% a las multinacionales”. En su opinión “la propuesta de los estados africanos pone en un compromiso a Estados Unidos y a la UE. Sería muy arriesgado que la Unión, con su pasado colonial, no apoyara la propuesta africana”.

El déficit histórico de la unión fiscal de la UE no puede postergarse más. Afecta al modelo social europeo. A la luz de estas cifras carece de sentido hablar de estado de bienestar sin abordar al mismo tiempo los paraísos fiscales.

Sigue toda la información de Economía y Negocios en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.

RECÍBELO EN TU CORREO

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites

_

En elpais.com

ShopyMoon - Climatización & Hogar