El Banco Central Europeo baja el PIB de la eurozona al 0,9% en 2023







El Banco Central Europeo (BCE) ha revisado una décima a la baja, al 0,9%, el crecimiento económico previsto en la eurozona en 2023. Con respecto a 2024, la institución ha rebajado el PIB de la región una décima, al 1,5%, y ha dejado en el 1,6% el previsto para 2025. Por otro lado, eleva una décima su estimación de inflación media para este año, hasta el 5,4%.

Estas revisiones se anuncian en un contexto en el que la entidad también ha decidido este jueves incrementar los tipos de interés en 0,25 puntos para seguir reduciendo la inflación.

Sitúa la inflación subyacente en el 5,1% este año y al 3% en 2024

Asimismo, ha revisado cinco décimas al alza la previsión de inflación subyacente -que excluye la energía y los alimentos- hasta el 5,1% para este año, y considera que las presiones al alza siguen siendo fuertes, aunque con «signos tentativos de moderación».

El BCE indica que el incremento de la inflación subyacente se explica en las «sorpresas alcistas pasadas» y en que la solidez del mercado laboral podría frenar el proceso de moderación de los precios. En este contexto, la entidad central ha subido también medio punto su previsión de inflación subyacente para 2024, hasta el 3%, y eleva una décima la calculada para 2025, hasta el 2,3%.

Con este escenario, la inflación subyacente quedaría en 2025 una décima por encima de la inflación general, que la entidad ha elevado al 2,2%, después de un 2024 en el que tanto la subyacente como la general estarían en el 3%.

Este aspecto, la inflación subyacente, ha sido uno de los apartados que mayor preocupación genera en el BCE. Su presidenta, Christine Lagarde, ha indicado este jueves que seguirán monitorizando los datos que reciba la institución para tomar las medidas adecuadas sobre los tipos de interés con el fin de seguir conteniendo la inflación.

En www.rtve.es